En la provincia de Cuenca cada día somos menos